Cuando Gabari ilustra un cuento erótico.

Gabari nos gusta porque no para, ¿has visto sus carcasas para iPhone?. Esta vez Gabari presentó su obra más larga y es que, como él nos contó, costaba menos saltarla que darle la vuelta. Esta vez su obra ilustra un cuento, una especie de comic enumerado . Y es que Gabari, para su nueva creación, ha dejado fluir sus dedos bajo la mente pornográfica de Josep Roca. Y es que el escritor narra de manera sensual y con toques picantes los “XV recuerdos de una chica como Chopin” y deja que sea el artista barcelonés el que de rienda suelta al imaginario ilustrado. Así que en un jueves lleno de eventos en Barcelona, en una perla en pleno eixample izquierdo, Galería Kavel se reunieron aquellos que cuecen arte (en el sentido más amplio de todos). Los cuentos, estos comics de pequeño formato enumerados, para los asistentes. Las ilustraciones de Gabari a tamaño real enmarcadas y los fans, curiosos y buscones de nuevos patrones, amenizando la velada. Gabari nos gusta porque crea, con trazos seguros y finos, mundos oníricos que nos llevan tan lejos como cerca uno quiera llegar. Gabari nos gusta porque en nuestra office tenemos la suerte (en mayúsculas y entre exclamaciones) de tener dos obras suyas. Una lámina preciosa que nos transporta a un mundo horizontal donde una nueva vida se mezcla con una fantasía repleta de detalles y un cojín que deja a todos los que vienen a sentarse a nuestro sillón boquiabiertos (Gracias crack!). We like Gabari!




Compartir: facebook twitter meneame

¿Te ha gustado? Compártela entre tus amigos...
    0 comentarios